Impresiones desde la butaca III

Granda Mantiene sus opciones

Quinta ronda del magistral del VIII Centenario. Hoy solo se disputaba una. El día gris, que amenazaba lluvia, contagió a los jugadores. Todas las partidas fueron eso, grises. Y con muchos errores.
La partida más trascendente de hoy para la clasificación la disputaban Julio Granda y Miguel Santos. Los dos se jugaban ser el principal rival de Topalov para la victoria final en el torneo. Granda maniobró para quedarse con un caballo en d5, casilla blanca, y defendido por un peón por lo que solo podía ser eliminado por una torre perdiendo material, mientras Miguel se quedó con un alfil de casillas negras pasivo porque las diagonales estaban cerradas por sus propios peones. Esa ventaja de Granda por la diferencia de valor entre el caballo bueno y el alfil malo le otorgó fácilmente la victoria.

Topalov se deshizo con facilidad de Mónica Calzetta. Muy animosa hoy, sacrificó peón en una variante de la Berlinesa pero Topalov con un juego sencillo simplificó la posición sin problemas y venció sin dificultad.
Ekaterina Atalik venció a Skripchenko con una variante de la Caro-Kan. La debilidad de un peón aislado de la francesa en la columna e y, sobre todo, un error grave en la jugada 32.b4? permitió a Atalik imponer la superioridad de sus caballos que tenían muchas casillas débiles a su disposición en el centro lo que le ayudó a conseguir ventaja material y la victoria.
La partida Karpov – Matnadze tuvo muchos errores. La hispano-georgiana jugó con mucha audacia pero poco cálculo. En una semieslava trató de lanzar sus peones contra el flanco de rey de Karpov que aprovecho las debilidades creadas. Matnadze se equivocó con 19.gxf5? pero Karpov no lo aprovechó con 19…Cg3 para retomar en f5 con el caballo. Matnadze volvió a equivocarse después con 25.Tfa1? en lugar de 25.Ah5 y después con 28.b5?, error que Karpov le devolvió tomando con el peon c en lugar de tomar con el peón a que le daba una tranquila victoria. Quizá los errores de Karpov se debieron a la evidencia de sus problemas con el reloj. Jugó las últimas 30 jugadas con menos de 3 minutos y así siempre es más difícil. Sin embargo en las 15 últimas jugadas, aunque las jugó con menos de 20 segundos en el reloj más los incrementos de los cinco segundos por jugada, le permitieron rematar el final con su proverbial elegancia y precisión.

La clasificación apenas varía después de esta ronda. Topalov 4,5, Granda 4, Atalik y Miguel Santos 3, Karpov, 2,5, Matnadze y Skripchenko 1,5 y Mónica Calzetta 0.
En la última jornada de mañana la partida clave para saber quién va a ganar este maravilloso torneo la jugarán en la sexta ronda Topalov y Granda. En el Paraninfo de la Universidad a las 17:00. No se la pierdan!!

por José Luis López Rodríguez